Índices de impacto

Los índices o factores de impacto son aquellos indicadores que miden la repercusión que ha tenido una revista a través de técnicas cuantitativas. Existe una gran heterogeneidad de índices, ya que depende en gran medida de los criterios bibliométricos que se apliquen en los distintos institutos de investigación.

El factor de impacto del un año dado se calcula sumando el número de citas que reciben durante dicho año, todos los documentos publicados en la revista en los dos años anteriores (ejemplo: 2005 y 2007), este numerador se divide entre el número de artículos publicados en el mismo periodo:

formula

Hasta la fecha los índices de impacto más importantes a nivel internacional los establece el Instituto para la Información Científica o Institute for Scientific Information (ISI) perteneciente a la agencia Thompson Reuters, a través de su publicación en Journal Citation Reports. El JCR calcula dos índices anuales y los indiza en su base de datos llamada Web of Science (WOS), estos son: el JCR Science Edition (para las ciencias puras) y el JCR Socian Science Edition (para las ciencias sociales y humanidades).

Prácticamente todas las agencias de calidad, entre ellas la CNEAI y ANECA, apuntan al ISI como el referente mundial en la actividad científica, pero son también muchos los investigadores que le achacan sesgos considerables dentro de las publicaciones científicas:

  • En los índices de Thompson existe la preponderancia de las publicaciones en lengua anglosajona.
  • Se le atribuye una falta de equidad por el papel que desempeñan los líderes científicos y los comités editoriales y de revisión .
  • Tradicionalmente ha existido un predominio de las ciencias puras y tecnológicas sobre otras disciplinas como las ciencias sociales y humanas.

Otro de los índices que reviste gran importancia en el mundo de la ciencia es el SJR (SCImago Journal Rank), un índice de impacto semejante al de la Web of Science pero elaborado a partir de la base de datos de Scopus del grupo Elsevier.

El SJR fue desarrollado por el profesor Félix de Moya, Catedrático de Investigación del CSIC. Este indicador parte del principio de que “todas las citas no se crean iguales”, en consecuencia se deben de ponderar más variables como el área temática, la calidad y la reputación de una publicación.

Un tercer indicador que conviene destacar es el índice h, éste permite detectar a los investigadores más destacados de una disciplina. Este índice sirve para medir y evaluar la producción científica de un investigador, sobre todo valora el esfuerzo científico en el largo plazo. Por lo tanto, los investigadores más veteranos recibirán mejores calificaciones por norma general.

El índice h, también plantea algunos inconvenientes:

  • No permite la comparación de investigadores entre disciplinas científicas diferentes.
  • No se tiene en cuenta la calidad de las revistas en las que publica.
  • Prioriza la cantidad sobre la calidad.
  • Los científicos más jóvenes recibirán una peor calificación.

El cálculo del índice h es bien sencillo, consiste en ordenar en un listado las publicaciones de un autor según el número de citas recibidas de mayor a menor, luego se identifica el número en el que coinciden el número de citas recibidas con el número de publicaciones realizadas.

Fuentes:

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s